1. Hipocondría. Definición.

15/06/2011
7. Hipocondría.

Hipocondría. Definición.

 

La hipocondría es la preocupación y el miedo a sufrir (o tener la convicción de estar sufriendo) una enfermedad grave.

Ésta preocupación y miedo se desencadenan a partir de interpretaciones particulares y personales de signos o síntomas corporales. Aún habiendo consultado con el médico, y pese a que la exploración y explicaciones médicas indican salud y no enfermedad, los miedos hipocondríacos persisten.

En la hipocondría las preocupaciones hacen referencia a determinadas funciones corporales (el latido del corazón, sudor…), a leves anormalidades físicas (como tos ocasional, un morado…),  o sensaciones ambiguas o vagas  (dolores difusos, “tener el corazón como cansado”…). La persona está convencida que estas sensaciones y signos son síntomas inequívocos de enfermedad grave.

Normalmente, las preocupaciones suelen centrarse en alguna enfermedad temida en particular (que una vez descartada definitivamente es sustituida por otra enfermedad también temida), o en el funcionamiento de algún órgano en concreto. Pese a las exploraciones físicas repetidas y las explicaciones médicas, el paciente no se siente tranquilo ni aliviado de su preocupación, o dicho de otro modo, respecto a lo que él considera una certeza.

Cuando la persona teme alguna enfermedad en particular, escuchar conversaciones o noticias relacionadas con esa enfermedad hace despertar el miedo y la preocupación por padecerla. De esta forma la persona suele evitar este tipo de conversaciones, lecturas o noticias sobre dicha enfermedad. Con las personas de mayor confianza sin embargo, a menudo el tema de conversación versa sobre la enfermedad.

Otras personas con hipocondría que evitan a toda costa las consultas médicas, ya que están convencidos de que les encontrarán la enfermedad temida, y “prefieren no saberlo”. Además, el sufrimiento que les produce enfrentarse a las pruebas médicas y la consiguiente espera de resultados les representa un obstáculo insalvable.

Es frecuente también, que pese a haber consultado o no con el médico, que el paciente se embarque en una búsqueda de información acerca de su sintomatología y sensaciones, a menudo a través de internet, intentando de alguna manera encontrar la explicación que le tranquilice. Esta búsqueda suele dar resultados más bien negativos, ya que casi siempre acaban encontrando alguna información que les acaba preocupando más de lo que ya estaban.  Este tipo de conductas se convierten a veces en una verdadera búsqueda obsesiva, que no hace más que agravar la preocupación.

La hipocondría es, por tanto, un trastorno que genera un malestar intenso y significativo en la vida de la persona. Tiñe la mayor parte de su vida. Le genera miedo y preocupación, y le "obliga" a ir repetidamente al médico, o a evitar a toda costa visitarlo, y a buscar obsesivamente información.